Hace unas semanas salí a dar un paseo fuera de mi ciudad , con mi esposo , mi hijita y nuestro gran amigo Mike, todo cool, que viaje tan heavy no planificamos que ese dia saldriamos en la ciudad y mucho menos fuera de ella, pero se presentó la oportunidad y le dimos palante.

Despues de 30min de trayecto, el vehículo no quiso seguir el paseo , parece que el tampoco teniía planes de salir fuera de la ciudad ese dia, y nos dejó varados en la autopista, ( no quiero hacer quedar mal el carro de Migue , era un carro casi nuevo hasta ese dia)

No se pudo quedar en un lugar peor, desolado, mal oliente, y sin sombra por ningun lado, cuanto calor pasamos. Pero como soy tan observadora alcancé a ver una plaza comercial que estaba a unos buenos metros, me dirijo hasta allá con la niña, el bulto unos zapatos incomodisssimos,  y un calor insoportable .

Camina, camina, camina hasta que al fin llegamos ., me acomodo , y pido mi botella de agua y 2 curitas para mis zapatos………… no lo van a creer el carro se quedó con mi monedero en su asiento . Qué verguenza!!! asi fue la conversación con la joven que me atendió:

_son tantos

ahora lo busco en la cartera_

ok_

no encuentro mi monedero

-búsquelo despacio, no hay prisa , cerramos tarde
estaba en este departamento_es un archivo mi cartera!!

ya va, ya va
una y otra vez lo busqué en vano.

parece que se me quedo en el vehiculo._

esta cerca_?

– estoy varada en la autopista,

blablabla…..ok señora no me debe nada, deje eso asi.

Me senté en aquel lugar por horas y angeles me servian, sé que ya se están imaginando comida , pues no!! , su servicio fue mejor que eso , me sirvieron de verdad, ignorando que me encontraba allí sin un chele , con un carro dañado y una niña en brazos.

Otro angel fue Miguel A. Romero padre que llegó con un mecánico.

No los voy a marear porque quiero que me vuelvan a leer . Unas horas mas tarde regresamos a nuestras casas con un cansancio extremo, pero con el sabor de haber sido rescatados por angeles de 2006, este es un modelo de angeles que usan celurares , que se transportan en jeepetas con aire acondicionado y que trabajan en paradas de la autopistas.

PD.Me porté como toda un angelito dejé que mi esposo se comunicara con los ángeles que él conoce mientras yo estaba sentada en aquella plaza.